Facebook

Jarmauto concesionario oficial volkswagen y audi en Madrid

Coches De Km 0 En Madrid

Filtrar Resultados

Potencia

Año

Kilómetros

Precio

Combustible
Tracción

Déjanos tus datos y nos pondremos en contacto con una oferta personalizada.

Revise campo nombre
Revise campo Email
Revise campo Horario
*Campos obligatorios

¿Te gustaría recibir descuentos y novedades de Jarmauto?

¿Te gustaría mejorar nuestras ofertas y servicios personalizándolos según tu perfil?

Enviando el formulario, declaro haber leído y aceptado la información de protección de datos

Coches de Km 0 garantizados en Madrid

Si estás interesado en la compra de un coche de km 0 en Madrid recurre a tu concesionario Jarmauto de confianza. Descubre con nosotros una amplia gama de vehículos Audi y Volkswagen, obteniendo así las mejores condiciones en precio y calidad.

Coches Audi de Km 0 garantizados

Los vehículos de Km 0 son vehículos matriculados por los concesionarios y que están prácticamente nuevos. Jarmauto al ser concesionario oficial de las marcas Audi y Volkswagen, podrás conseguir precios muy competitivos en sus modelos más destacados. Te ofrecemos la misma garantía oficial que un coche nuevo y la entrega en los coches de km 0 es prácticamente inmediata.

Concesionario Audi y Volkswagen oficial en Madrid

La adquisición de vehículos tasados como KM 0 está teniendo cada vez mejor acogida entre los usuarios que buscan cambiar de coche o adquirir uno por primera vez. Desde hace años, los concesionarios a lo largo del territorio nacional matriculan coches en stock para poder venderlos como vehículos de KM 0. Los coches de KM 0 son coches totalmente nuevos, prácticamente a estrenar. Lo único es que el concesionario los ha matriculado ya previamente, por lo que el comprador será segundo propietario. Un coche de KM 0 no debería tener más de 100 KM, ya que ha sido utilizado para trayectos muy, muy cortos y siempre por parte del concesionario.

Ventajas de comprar un vehículo de Km 0

Garantía de los KM 0

La garantía de un coche de Km 0 es igual que un coche nuevo. Deberá salir mínimo con dos años de garantía más lo que pueda ofrecerle cada concesionario o marca. Al igual que ocurre con la cobertura de averías y seguridad.